Puerta de las Cuevas y su entorno

Una vez realizamos el acceso a la puerta de la Cuevas podemos observar principalmente

Puerta de Las Cuevas. A pesar de que no existe documentación gráfica sobre el conjunto defensivo de esta puerta, su origen se remonta al siglo XII, según puede apreciarse en los restos mudéjares que se conservan en el torreón de la desaparecida puerta (esquinas e hiladas de ladrillo entre el muro de tapial de cal y canto).

Segundo recinto murado Desde la misma puerta de las Cuevas arranca hacia el Sureste la muralla de la ciudad, donde pueden verse torreones, la puerta del Exangel, almenados de la calle Ávila o pasar por  las desaparecidas puertas de la Trinidad y San Pedro.

Contramuralla o barbacana. Acompañando a la muralla de la ciudad se levantó una contramuralla, de menor tamaño, que va en paralelo con la muralla por su lado externo, recuperada junto a la puerta de Las Cuevas con la reciente restauración.     

Molino “El cubo” La construcción en forma  de torreón circular conocida como el “El Cubo”, que vemos al fondo junto al parque, corresponde a los restos del primer molino de viento documentado en Castilla y León (1496).

Huerta del Duque. Lo que en el siglo XV se conocía como “el bosque del Duque” y en la actualidad “Huerta del Duque” es una gran zona verde que dispone de más de treinta variedades de árboles y más de doscientas especies vegetales en una extensión que supera las ocho hectáreas. En este parque se pueden realizar paseos, circuitos deportivos, o disfrutar de un ambiente distendido en plena naturaleza. También, en este parque se celebra en el mes de agosto la Feria Medieval Mudéjar.